Culto
Disney sufre la ira de las redes sociales con sus nuevas apuestas de acción real

Disney sufre la ira de las redes sociales con sus nuevas apuestas de acción real

Los fanáticos se volcaron a las redes sociales luego de que los estudios dieran a conocer la actriz que encarnará a Ariel de La Sirenita y el primer adelanto de la renovada Mulan, revelando su descontento por la elección de una joven negra para interpretar a una princesa blanca y la desaparición de un personaje.

Luego de convertir varios clásicos de la literatura infantil en un éxito de la pantalla grande, Disney decidió dar una nueva mirada a estas mismas películas, llevándolas desde la animación a la acción real. Así, desde el debut de Alicia en el País de las Maravillas el estudio ha ido sumando con el paso de los años títulos como Cenicienta, El Libro de la Selva y La Bella y la Bestia, hasta el más reciente Aladdín -y sus más US$920 millones de recaudación a nivel mundial- y el próximo El Rey León.

Pero no solo se han añadido producciones a su mundo de “acción real”, sino que también críticas en redes sociales de quienes desean reencontrarse con los mismos personajes y argumentos que vieron en la versión original. Y si ya en octubre de 2018 algunas voces se levantaron para reprobar la primera imagen de Will Smith como Genio, éstas han subido su volumen y tenor luego de que Disney diera a conocer a la actriz que encarnará a Ariel en La Sirenita y el primer avance de la renovada Mulan.

Halle Bailey en los MTV VMA 2016. Foto: AFP / Angela Weiss / ALTERNATIVE CROP.

La semana pasada Disney anunció que Halle Bailey, la joven actriz y cantante afroamericana de 19 años, interpretará a Ariel en la película que revivirá la ya clásica cinta que llegó a las salas en 1989 y cuya producción está programada para comenzar a principios de 2020. Con esto se marcó un hito en la historia del estudio, ya que por primera vez seleccionó a una joven de raza negra para interpretar a una princesa blanca.

La noticia fue recibida de la mejor forma por figuras del entretenimiento, como Mariah Carey, Halle Berry y Chrissy Teigen, además varios fanáticos. Pero también provocó protestas de algunos que estaban molestos por la desviación de la imagen del personaje animado, lanzando hashtags como #NotMyAriel y #NotMyMermaid. “Me ofende el casting de una mujer de color como Ariel”, fue lo que escribió una persona en Twitter, como un ejemplo de la reacción en cadena que se generó.

Halle Bailey. Foto: AFP / KEVIN WINTER.

Si bien el estudio aún no ha respondido de forma oficial a la violenta y racista reacción a la elección de Bailey, Freeform, una cadena de televisión propiedad de Disney, publicó el domingo, en Instagram, Una Carta Abierta a las Pobres, Desafortunadas Almas. En ella afirmaron que si bien el autor del cuento original, Hans Christian Andersen, es danés, Ariel es una sirena y un personaje de ficción, y “vive en aguas internacionales y puede nadar a dónde quiera”.

“Las princesas danesas pueden ser negras porque la ‘gente’ danesa puede ser negra”, agregaron en su publicación, finalizándola con: “Entonces, si después de todo lo dicho y hecho, aún no puedes dejar de pensar que elegir a la increíble, sensacional, talentosa y magnífica Halle Bailey no sea el casting soñado, ya que ella ‘no se parece al dibujo animado ‘, ¡oh!, tengo algunas noticias para ti. . . sobre lo mal que estás tú.”

Además, en un comunicado dado a conocer por NBC News, el director de la nueva La Sirenita, Rob Marshall, afirmó que la decisión de elegir a Bailey como Ariel fue el resultado de una “búsqueda exhaustiva”. “[Estaba] bastante claro que Halle posee esa rara combinación de espíritu, corazón, juventud, inocencia y sustancia, más una voz de canto gloriosa, todas las cualidades intrínsecas necesarias para desempeñar este papel icónico”, dijo Marshall.

Mulan vs. Mulan

En el caso de la renovada Mulan, que debutará en marzo de 2020, las redes sociales comenzaron su movimiento luego de que se diera a conocer su primer adelanto la tarde del domingo. El teaser muestra imágenes del viaje de Mulan, encarnada por la estrella china Liu Yifei, para convertirse en la mejor guerrera, luego de tomar el lugar de su padre enfermo. Y aunque la mayor parte del público quedó gratamente sorprendido, en especial por las escenas de combate, los fanáticos de la versión original dieron a conocer su preocupación sobre algunas cosas que parecen faltar.

Una de las mayores críticas surgió al comprobar que no aparece Mushu, el dragón que se convertía en el vigilante y consejero de la joven china durante su aventura. Aunque ya existían rumores de que en esta adaptación él no estaría en pantalla, y al aparecer sería reemplazado por un ave fénix, desde el debut del tráiler los fanáticos han expresado en redes sociales sus emociones ante la falta del dragón. Y aunque alaban el que la película esté abriendo nuevos caminos narrativos, sienten que su infancia se está viendo empañada por los cambios.

El personaje de Mushu.

Sin embargo, hay quienes afirman que estas transformaciones harán que la historia se apegue más a la famosa leyenda china sobre la guerrera que, disfrazada de hombre, se unió a un ejército exclusivamente masculino e inspiró el poema Balada de Mulan. Personajes como Mushu y el Grillo de la Suerte fueron introducidos a la historia en la versión que Disney dio a conocer por primera vez en el cine en 1998.

Pero la renovada Mulan, dirigida por la neozelandesa Niki Caro (Jinete de Ballenas) también contempla otros cambios. La heroína no se enfrentará al líder del Ejército Hun, Shan Yu, o se enamorará de su capitán, Li Shang, ya que ahora combatirá a una poderosa bruja y encontrará el amor en un soldado de su unidad. A esto se suma el hecho de que la cinta no será un musical, como los que acostumbra Disney, sino que la banda sonora tendrá un papel más relevante que las canciones.

Sobre el autor: