Culto
Una cita a solas con la Mona Lisa, dentro y fuera del Louvre

Una cita a solas con la Mona Lisa, dentro y fuera del Louvre

El museo más visitado del mundo se atreve por primera vez con la realidad virtual, y desde el 24 de octubre próximo exhibirá Mona Lisa: Más allá del vidrio, una experiencia inmersiva y que tiene de protagonista a la gran obra de Leonardo da Vinci.

20 mil personas en promedio disputan a diario su medio minuto a solas con ella. Protegida por una gruesa vitrina de vidrio a prueba de balas, y detrás de una barrera con sensor de movimiento además, la Mona Lisa es la obra que todo visitante del Museo del Louvre quiere ver y tener en frente. El solo intento, sin embargo, puede tomarles hasta unas tres horas de espera.

Semanas atrás se vio forzado a cerrar sus puertas por la excesiva afluencia. Pero en tiempos de la era digital, ya era hora de que el museo el más concurrido en todo el mundo (10,2 millones de visitas en 2018) se abriera a las nuevas posibilidades que ofrece la tecnología. Hace unas horas, desde la gran pinacoteca de París se anunció que el próximo 24 de octubre los visitantes del Louvre podrán apreciar hasta el más mínimo detalle de la gran obra de Leonardo de 1503, su principal atracción.

Llegado el otoño europeo, y hasta el 24 de febrero del próximo año, el público del Louvre podrá ver a la Mona Lisa desde sus casas y como nunca antes. Tomando como pretexto los 500 años del aniversario de muerte del creador renacentista, además de la propia incapacidad del museo para vaciar constantemente la sala donde se le exhibe desde 1747, el Louvre presentará La Mona Lisa: Más allá del vidrio, que de paso le abrirá por primera vez sus puertas a la realidad virtual.

“El público podrá descubrir una experiencia inmersiva de una obra maestra extraordinaria”, declaró la directora de programación cultural del Louvre, Dominique de Font-Réaulx. “Si el visionario artista-ingeniero estuviera vivo hoy, indudablemente estaría experimentando con la última tecnología”, agregó.

Adentro del cuadro

Los visitantes se pondrán un auricular VR (Virtual Reality) e ingresarán en un espacio virtual donde podrán ponerse detrás del vidrio protector del famoso cuadro e interactuar con él a solas. La experiencia es el resultado de una asociación con la compañía HTC VIVE Arts, y promete no solo la posibilidad de acercarse cuanto más sea posible a la misteriosa obra de Leonardo, sino además repasar su historia: desde el año y el contexto en que fue pintada, pasando por la identidad del personaje -Lisa Gherardini, esposa de Francesco Bartolomeo-, y hasta el robo que sufrió desde el mismo Museo del Louvre en 1911, además de posteriores análisis pictóricos.

“A través de esta nueva experiencia, las audiencias globales podrán acceder a la Mona Lisa en el espacio virtual, y ver el trabajo en detalle desde cualquier lugar del mundo”, dijo la directora de HTC VIVE Arts, Victoria Chang. “Permitir que los visitantes que no puedan visitar la exposición en persona accedan a esta extraordinaria obra maestra de Leonardo da Vinci a través de nuestra versión para el hogar, brindarán un acceso sin precedentes a su pintura más famosa”.

Mona Lisa: Más allá del vidrio estará disponible entre el 24 de octubre de 2019 hasta el 24 de febrero de 2020, a través del servicio de suscripción digital de HTC, VIVEPORT, así como otras plataformas de realidad virtual.

Sobre el autor: