Culto
Cómo Godzilla se convirtió en un icono cultural

Cómo Godzilla se convirtió en un icono cultural

Este jueves debuta en salas locales Godzilla 2: El Rey de los Monstruos, película que revive al personaje nacido en el cine japonés de los años 50. Aquí recordamos su extensa historia fílmica y su simbolismo en el imaginario colectivo.

El espacio cinematográfico continúa su expansión y desde el jueves una nueva cinta viene a sumarse a uno de sus múltiples universos: Godzilla 2: El Rey de los Monstruos, la nueva realización del MonsterVerse o el MonstruoVerso, la serie fílmica iniciada por la productora Legendary Entertainment y Warner Bros. en 2014, con el largometraje que ese año revivió a la criatura creada en 1954 por Tomoyuki Tanaka, Ishirō Honda y Eiji Tsubaraya.

Un productor, un cineasta y un experto en efectos especiales que dieron vida al personaje que se convertiría en una pieza clave de la cinematografía japonesa, donde se mezclaba la mitología y la fantasía con la triste realidad de las bombas atómicas que en 1945 cayeron sobre Hiroshima y Nagasaki.

“En aquellos días, los japoneses tenían un verdadero terror a la radiación, y ese horror era lo que hacía a Godzilla tan grande. Desde el principio ha simbolizado la venganza de la naturaleza sobre la humanidad”, como el mismo Tanaka definió en una entrevista de 1984 la génesis y el simbolismo de la criatura.

Un ser gigantesco y prehistórico, llamado en japonés Gojira, que habría nacido en lo más profundo del mar y aumentado su poder con pruebas atómicas en el océano. El mismo que hasta la fecha, solo en suelo nipón, ha protagonizado 32 cintas con el sello de la productora Toho, además de series de TV, novelas, mangas y videojuegos.

Un fenómeno cultural que también llamó la atención en Occidente, esencialmente en Estados Unidos, donde en 1956 se presentó una versión “americanizada” de la cinta original de Honda, titulada Godzilla, King of the Monsters!, donde media hora del metraje fue reemplazada por nuevas escenas. Algo similar a lo que el realizador italiano Luigi Cozzi intentó replicar, sin buenos resultados, en 1976, coloreando la versión clásica en blanco y negro.

El Godzilla original, de 1954.

No sería hasta la década de los 80 que Hollywood buscaría versionar directamente a la gigantesca criatura. El primero en intentarlo fue el realizador Steve Miner, quien solicitó a Toho el visto bueno para una producción en 3D, con nombres como los del experto en maquillaje y efectos especiales Rick Baker entre los involucrados, donde Godzilla destruiría San Francisco.

Pero sólo en los 90 que se concretaría un largometraje con TriStar Pictures como su productora, titulado simplemente Godzilla. Bajo la dirección de Roland Emmerich -el nombre tras cintas como El Día de la Independencia-, un elenco encabezado por Matthew Broderick y Jean Reno era testigo de cómo la criatura hacía blanco de su destrucción a Nueva York. Con un detalle no menor: ahora ya no era un macho sino una hembra en busca de comida para su descendencia.

Aunque su recaudación logró ubicarse como la novena de 1998 en EE.UU. –con un total de US$ 136.314.294- y tercera a nivel mundial -totalizando US$ 242.700.000-, las críticas fueron lapidarias, llegando solo a un 16% de aprobación en Rotten Tomatoes, uno de los sitios clásicos para medir el recibimiento de la prensa especializada.

Godzilla y el MonsterVerse

A pesar del mal recibimiento de la película de fines de los 90, en 2014 la productora Legendary Entertainment y Warner Bros. unieron fuerzas no solo para revivir en pantalla a Gojira, sino que fueron más allá y con su largometraje dieron el vamos al denominado MonsterVerse, el universo cinematográfico compartido, cuyos protagonistas serían el mítico ser nipón y King Kong.

Así, ese año se estrenó la nueva Godzilla, el largometraje dirigido por Gareth Edwards que reinició la aventura
hollywoodense con la criatura, contando su historia desde los orígenes, con un elenco de primera línea que sumaba a figuras como Bryan Cranston, Aaron Taylor-Johnson, Ken Watanabe, Sally Hawkins y David Strathairn, entre otros.

A diferencia de su predecesora, la película fue bien recibida tanto por el público –su fin de semana en Norteamérica
rompió los récords para mejor estreno de una cinta sobre desastres y un filme sobre criaturas fantásticas- como por la crítica, con un 75% de aprobación en Rotten Tomatoes, en base a 306 comentarios.

Y tras la adición al MonstruoVerso en 2017 de Kong: La Isla Calavera, el gigantesco ser nacido en el fondo marino hace su retorno en Godzilla 2: El Rey de los Monstruos, largo que debuta mañana en salas nacionales. Dirigido por Michael Dougherty, quien coescribió el guión con Zach Shields, el filme retoma la historia de la cinta anterior, cinco años después de los hechos ahí conocidos.

Ahora la acción tiene su eje en la figura de la paleobióloga Emma Russell (Vera Farmiga) y su hija Madison Russell
(Millie Bobby Brown), como también en Godzilla y varios de los mitológicos y gigantescos seres que también habitan el planeta Tierra.

Sobre el autor: