Culto
Flamencos inflables de gran escala aterrizan en Santiago y regiones

Flamencos inflables de gran escala aterrizan en Santiago y regiones

Invitado por Mallplaza, el artista francés Cyril Lancelin trae a Chile sus instalaciones inmersivas con las que ha recorrido el mundo. Mañana aparecerá la primera en Plaza Baquedano.

Mangas gigantes de plástico rosa que no parecen tener fin y que forman una especie de refugio surrealista; vertiginosas pirámides de globos dorados; laberintos hechos con verduras gigantes que parecen flotar en el espacio. Las creaciones del francés Cyril Lancelin (1975) tienen altas dosis de fantasía y audacia y así nacieron como simples ideas descabelladas en el Instagram del artista, hace tres años. Hasta que empezó a recibir cada vez más la insistencia de clientes que querían verlas hechas realidad. “Empecé a dibujarlar en un software 3D y contacté a algunos fabricantes de materiales y comencé a construirlas. Fueron tan exitosas que decidí renunciar a mi trabajo de arquitecto”, cuenta Lancelin, quien aterrizó este lunes en Chile para traer su primera exhibición, invitado por Mallplaza.

Tras 15 años trabajando con algunas de las más prestigiosas firmas de arquitectura, Lancelin inició su trabajo autoral bajo el nombre de Town and Concrete, con el que lleva más de una docena de proyectos exhibidos en Londres, París, Nueva York, Dubai, Normandía y Lyon (ciudad en la que reside). Esta es la primera vez que un proyecto suyo pisa Latinoamérica y lo hará a lo grande: mañana dos flamencos gigantes aparecerán en Plaza Baquedano y desde el 24 de mayo hasta el 16 de junio otras siete instalaciones serán desplegadas en diferentes sedes de Mallplaza. Cuatro en Santiago (Mallplaza Norte, Los Dominicos, Sur y Vespucio) y tres en regiones (Mallplaza Copiapó, Iquique y La Serena).

“Me gustan los experimentos espaciales. En el arte público puedo llevar a la práctica todas mis ideas, ya que hay menos restricciones que en la arquitectura. Para el show en Chile las instalaciones son inmersivas y estoy muy emocionado de ver cómo interactuará el público con estos trabajos nuevos”, cuenta Lancelin vía e-mail a Culto.

Más que formas

Un laberinto rosado como si fuese una larga serpiente pero con cabeza de flamenco, así lucen las instalaciones que Lancelin trae a Chile y que ya estuvieron en Nueva York y Dubai.

¿Por qué se inspira en flamencos para su obra?

Utilizo lo que llamo “formas primitivas” en mis instalaciones: como pirámides, esferas, cubos. Hace un tiempo comencé a usar algunos melones falsos, y luego quise traer un espíritu más pop e inesperado como aros de hula y flamencos.

¿Por qué cree que estas exposiciones inmersivas hoy tienen tanto éxito?

Creo que con la generación Internet no queremos ser solo espectadores sino también actores. Internet trajo la interacción que a la cultura le faltaba. Necesitamos ser parte de las cosas. El público le gusta tomar fotografías y selfies y eso hace que el trabajo cobre más valor y creatividad. Siempre me sorprendo con las fotos de algunos espectadores y con los diferentes puntos de vista que puede llegar a tener una misma obra.

Seguidor de las obras inmersivas de Yayoi Kusama y del colectivo también japonés TeamLab (quienes exhiben hasta el 15 de junio una muestra de arte digital inmersivo en Mall Plaza Los Domínicos), Lancelin partió creando residencias usando esferas gigantes o volúmenes con formas triangulares y tubulares. En Normandía, Francia, levantó una capilla en medio de un bosque usando sólo esferas de color verde y en Philadelphia, instaló una gran pirámide también hecha a partir de esferas inflables que se podía recorrer por dentro y se iluminaba de noche.

Para el francés el contacto con el público a través de Instagram (@town.and.concrete) ha sido clave: allí da a conocer sus propuestas y a su vez puede ver la reacción que sus obras provocan en la gente.

¿Tiene alguna obra favorita?

Las quiero a todas. Me gusta verlas en vivo, ver cómo las personas interactúan con ellas, ver la luz en ellas. Es muy interesante quedarse mucho tiempo admirándola y ver como funcionan con el amanecer y el atardecer, haciendo sombras y reflejos increíbles.

¿Qué le depara el futuro a Town and Concrete?

Después de la exposición de Chile, tengo una nueva instalación en Los Ángeles, en un nuevo espacio de arte llamado Flutter Experience. Luego iré a la apertura de mi primera obra de arte permanente en metal en Cracovia, Polonia. Este verano, presentaré una nueva escultura inmersiva en el festival Pinknic en la ciudad de Nueva York y a finales de julio, comenzará una gran instalación basada en círculos de colores gigantes y espirales en Cleveland, en el interior y exterior de la Biblioteca Pública.

 

Así se desplegarán las instalaciones de Lancelin en cada una de las sedes de Mallplaza.

Cyril Lancelin

Nace en Lyon, Francia. Después de 15 años trabajando en arquitectura decidió abrir en 2016 su propio estudio para realizar instalaciones de arte inmersivo. Ha exhibido en Londres, Dubai, Nueva York y París.

Sobre el autor: