Culto
Amy Winehouse: el concierto de una muerte anunciada

Amy Winehouse: el concierto de una muerte anunciada

Un mes antes de su prematuro deceso, la cantante británica subió a un escenario serbio ante 20 mil personas. Sin embargo, en vez de su privilegiada voz, el público escuchó titubeos y la vio tambalear hasta que los abucheos y pifias dieron por finalizado el show. La Amy que fueron a ver parecía estar en otra parte.

Hace ocho años en un lejano país de Europa Oriental, una cantante de 27 años subió al escenario en una ciudad llamada Belgrado. Con su melena convertida en un voluminoso peinado, su característico delineado de ojos color negro y uno de sus clásicos vestidos cortos y ajustados, Amy Winehouse se presentó ante 20 mil personas en la capital de Serbia.

Pero la voz de temas ganadores de cinco Premios Grammy por su disco Back to Black (2006) no era ella misma aquella noche. Tambaleándose, con la mirada perdida y escasa capacidad para pronunciar las letras de sus canciones, hizo un esfuerzo por cantar a pesar de la dificultad que suponía hacerlo con una alta cantidad de alcohol en la sangre.

Sus músicos la acompañaban con las melodías ensayadas. Conversaron con ella al ver que no estaba en condiciones de dar un concierto, pero nada pudieron hacer. Amy no podía cantar.

El cariño de los fans -que invirtieron aproximadamente 50 euros ($40.000 pesos chilenos)- no fue suficiente para tolerar un espectáculo muy diferente al que esperaban. Entre abucheos, pifias y gritos, reclamaron a la artista hasta que salió de escena. ¿Cómo permitieron que subiera en ese estado?

“Cuatro guardaespaldas británicos la empujaron para que se parara en el escenario”, dijo Ana Zoe Kida, cantante que se iba a presentar el mismo día que la mujer de “Rehab”. En conversación con The Sun, Kida detalló que Winehouse manifestó que no podia hacer el concierto: “No quería y estaba haciendo una escena para tratar de escaparse”.

El desenlace de aquella decisión por parte del equipo de Amy, es recordado como uno de los peores  y el último de su carrera. Los últimos pasos de la cantante oriunda de Londres sobre un plató, están registrados en diversos videos que anticiparon su trágico y prematuro final.

Amy Winehouse, de 27 años, fue encontrada sin vida en su residencia en Camden, Londres. Con tres botellas de vodka vacías a los pies de su cama y un examen toxicológico que marcaba 4.16 gramos de alcohol por litro de sangre, su muerte se determinó como “accidental” a causa de un coma etílico.

La voz contemporáneo del soul y R&B se apagó para siempre el 23 de julio de 2011, aún con proyectos en agenda y deseos de salir de la oscuridad.

Sobre el autor: