Culto
El balance de la dupla del recambio

El balance de la dupla del recambio

Los animadores del Festival analizan su primera vez al mando del evento y el nuevo estilo que buscaron instalar. Además, detallan los momentos más comentados de esta semana y se proyectan a futuro sin dejar de lado la autocrítica.

María Luisa Godoy, animadora de TVN: “Pasó el tiempo de animadores que no se la juegan”

¿Siente que ha podido ser fiel a su estilo?
Siento que hemos podido ser nosotros, pero obviamente hay una cierta formalidad glamorosa que conlleva el Festival. Hay ciertas cosas, por ejemplo, que uno hace en el matinal y que no haría en la Quinta, porque es el escenario más importante de Latinoamérica, cosas por las que uno se tiene que regir.

¿Cuáles fueron los momentos más difíciles?
Sin dudas, con los humoristas. Con Jani Dueñas lo pasamos mal. Uno quiere que le vaya bien, que la respeten, que se despida de una buena manera. Y también cuando se fueron los Backstreet Boys. Ahí solo pensábamos que ojalá le fuera bien a Palma, que diera vuelta la situación, que el público se calmara.

¿Cree que ha tenido el mismo protagonismo que Martín Cárcamo?
Los tiempos no están para otra cosa. Además, tengo un compañero que cree en eso. Nunca he sentido que Martín trate de hacer algo distinto para tener una actitud machista, todo lo contrario.

El público no fue muy efusivo para pedir las gaviotas para Mauricio Palma. ¿Está de acuerdo?
Nosotros sentimos que la gente pidió la gaviota, y creo que él dio vuelta al público. Fue muy meritorio lo que hizo. El público estuvo gritando por los Backstreet Boys durante mucho rato y él empezó a hacer que se rieran y conquistó al Monstruo. Se merecía las gaviotas. Pasa que uno piensa en Jorge Alís, que la rompió, pero no es que no hayan pedido las gaviotas para Mauricio Palma.

¿Está de acuerdo con que el público pifie?
El “Monstruo” tiene gran protagonismo y por algo es conocido mundialmente, es parte del show. Claro que se me aprieta la guata, porque uno quisiera que a todos les fuera bien. A veces uno puede creer que es injusto pero me gusta que la gente diga lo que siente.

¿Sentía que correspondía hablar de la situación en Venezuela en el primer día?
Uno no puede cerrar los ojos frente a lo que está pasando. Nosotros no nos estamos politizando con el mensaje que mandamos, nosotros estamos hablando de principios, de unidad, paz, libertad, democracia. Hablamos de principios, no de política. Ya pasó el tiempo de esos animadores que no se la juegan o que no dicen lo que piensan.

Martín Cárcamo, animador de Canal 13: “Hay cosas que mejorar en el ritmo y en el inglés”

¿Cuál es su balance de esta primera vez en el Festival?
Me he sentido como en casa, pero en el escenario más importante de Latinoamérica, entonces es un sueño cumplido. Ha sido una experiencia inolvidable, intensa. Este es un escenario para un animador de alto rendimiento.

¿Cómo nace el discurso inicial de unidad y el mensaje al pueblo venezolano?
Surge porque los dos (con Godoy) estamos en matinales más de cinco horas, donde se conversa de lo que sucede en Chile pero también en Latinoamérica, donde hay debate. Y porque el mundo globalizado te exige como conductor en un escenario como este tener una opinión de unidad. Recibí agradecimientos de muchas partes, porque Viña es un bálsamo para quienes están sufriendo. Creo que de ahí para adelante el Festival tomó un tono súper cercano.

Hay consenso en su buen desempeño como dupla. ¿Creen que con esto ponen presión para volver a animar Viña 2020?
En estas alianzas, que son por cuatro años, esas decisiones las van a tomar los ejecutivos. Con la Mari desde el inicio dijimos que estamos disponibles para representar a nuestros canales, y a mí cada vez que me llamen voy a estarlo. Y si me toca estar en otro rol voy a estar apoyando al animador que esté allí.

¿Alguna autocrítica?
Sí, por supuesto. Y las haré una vez terminado el Festival. Primero con la Mari, después internamente. Pero sí hay cosas que mejorar, que tienen que ver con agregar mayor ritmo en algunas partes, mayor perfección del inglés. Detalles que hacen la diferencia.

Hubo varios reclamos por la división de la galería y como animadores les tocó enfrentarlas. ¿Coincide con las quejas?
Me parece muy bien que la gente se haya expresado, porque es una cosa a revisar. Creo que eso se va a evaluar para el próximo año. Nuestro verdadero jefe es el público, y el público habló. No es algo que nos competa como animadores pero lo acogemos, como todo el equipo.

¿Le hubiese gustado mayor presencia de músicos chilenos en el Festival?
Yo creo que a todos. También es un tema que se está evaluando. Creo que Viña va a tener ese punto como discusión para el próximo año y es un tema del que sin duda nos vamos a hacer cargo.