Culto
El primer triunfo de Felipe Avello en el festival de Viña

El primer triunfo de Felipe Avello en el festival de Viña

En 2007 "el pececillo" consiguió la corona de rey feo, título noble que, tras una serie de polémicas, le valió el despido de Canal 13 tras dos meses de trabajo.

“Yo soy protagonista de mi propia comedia”. Estas fueron las declaraciones que entregó Felipe Avello a SQP en 2007, horas antes de realizar el clásico piscinazo. Avello, quien un año antes había perdido en su primera postulación frente al actor cubano Juan Falcón, lograba su revancha quedándose con el reconocimiento masculino.

El humorista consiguió el voto femenino ante rivales que le ganaban en músculos y talento, imponiéndose ante los aspirantes al trono como el ex participante del reality La Granja, Gonzalo Egas, el modelo pascuense, Hotuiti o el cantante nacional Mario Guerrero.

Como es conocido, de este comediante se puede esperar cualquier cosa. El 26 de febrero de ese año, Felipe Avello llegó con una ligera zunga al hotel “Roca Blanca” del cerro Castillo, generando carcajadas inmediatas entre los asistentes. Fue ahí donde el show man aprovechó de lanzar un discurso en el que se burlaba de Canal 13, su casa televisiva que le había prohibido algún acto inadecuado, incluso tuvo palabras para la autoridad religiosa Benedicto XVI.

Pero su locura no acababa ahí. Avello se lanzó a la piscina y, entre los gritos de famosas como Patricia Maldonado, se despojó de su traje de baño, dando paso al reconocido apodo “pececillo”. El segundo varón en conseguir ser rey del festival se quedaba sin empleo tras su presentación.

Su salida del canal católico por el “piscinazo” tras dos meses de trabajo no fue un traspié tan grave en su carrera. El humorista regresaría como panelista a un programa de farándula, lugar donde seguiría buscando nuevas formas de hacer reír.

 

 

 

Sobre el autor: