Culto
“Raw Power”: cuando los Stooges se adelantaron al punk

“Raw Power”: cuando los Stooges se adelantaron al punk

El álbum que fue mezclado por David Bowie nació por el impulso de Iggy Pop. Consiguió fichar con un sello, se fue a Inglaterra y encerrado en una pequeña sala de ensayo junto a los ex integrantes de los Stooges, dio forma al disco que con los años sería considerado de culto.

Hacia 1971, los Stooges no soportaron más. El desgaste de lanzar discos que no se vendían, los conflictos internos, la adicción a la heroína y la indiferencia de su sello discográfico, empujaron a la agrupación de Michigan a separarse tras grabar los discos The Stooges y Fun House.

Pero si algo tiene Iggy Pop, el carismático cantante del grupo, es su tozudez. Se negó a dejar la música y al poco tiempo comenzó a buscar compañeros para formar una nueva alienación, esta vez lejos de casa. Logró retener al último guitarrista de los Stooges, James Williamson, y juntos fueron a golpear las puertas de varias compañías en busca de una oportunidad.

“Conseguimos un contrato de grabación con Columbia, y Jim [Iggy] había firmado con MainMan Management, que era la gerencia de David Bowie”, contó Williamson al sitio Loudersound. “Entonces viajamos a Londres con la idea de formar una nueva banda, para hacer el disco. Pero al final no encontramos el tipo de hombres con los que estábamos interesados. Así que trajimos a los hermanos Asheton [el guitarrista Ron y el baterista Scott] que habían estado en los Stooges y trasladamos a Ron al bajo. Así que, si quieres, volvimos a formar The Stooges”, relata.

Iggy Pop en 1973. Crédito: Recordmecca

En la capital inglesa, los músicos pasaban las tardes ensayando y componiendo su nuevo material en una sala de ensayo. “James y yo íbamos a reservar cuatro horas en una pequeña habitación, sin ventilación ni calefacción y horribles tazas de té de plástico, congelando nuestro trasero. Tenía un amplificador de práctica y yo me metía la mano en la boca para gritar. Salíamos de ahí con una canción. Hicimos eso como diez veces y tuvimos un disco”, contó Iggy Pop a la revista The Wire en 1999.

Armados de temas como “Search and destroy”, “Penetration” y “Raw power”, el conjunto comenzó a registrar su material en los estudios CBS. “Ese fue mi primer álbum, así que no sabía nada acerca de la grabación, realmente, y los otros tipos en la banda no eran realmente tan competentes técnicamente. Pero ciertamente tuvimos muchas de nuestras propias ideas. Me han dicho que los niveles de esa grabación no son muy buenos, especialmente en el bajo y la batería. Probablemente lo arruinamos”, contó Williamson en la misma entrevista a Loudersound.

La portada de “Raw Power”

Tras concluir las grabaciones, el mismo Iggy Pop decidió hacerse cargo del proceso de mezcla. Pero en su compañía no quedaron conformes con el resultado, pues el vocalista hizo un trabajo brutal: dejó la voz en un canal y todos los instrumentos en el otro. Por eso exigieron que David Bowie remezclara las pistas, bajo amenaza de no publicar el LP.

“Bowie había hecho muchos álbumes, así que pensamos que sabía lo que estaba haciendo. Pero el problema era que este no era un estilo de música de Bowie, no era una melodía o algo que solía hacer. Así que creo que realmente no entendió la música, y le puso una verdadera capa artística”, recuerda Williamson.

Finalmente, el álbum Raw Power fue publicado en febrero de 1973. Al igual que sus discos anteriores consiguió muy bajas ventas, por lo que rápidamente cayó al olvido. El cuarteto hizo una corta gira de promoción, en que Iggy Pop hacía gala de sus intensas performances. Habitualmente, arrancaban sus conciertos con la canción que dio nombre al largaduración.

Pero no todo sería tan malo. En 1977 la explosión del punk hizo que muchos jóvenes se interesaran por los Stooges, los que en ese momento adquirieron status de culto. En esa coyuntura se lanzó una reedición del disco, el que alcanzó el puesto 44 de las listas de éxitos en Gran Bretaña. Años después artistas como Guns N’ Roses, The Dictators y hasta The White Stripes, reconocieron la influencia de la banda. Incluso en 2016, la empresa editorial de Jack White, Third Man Books, lanzó una biografía de la agrupación.

“Las canciones de ese álbum han sobrevivido a mezclas múltiples / dudosas, la prueba del tiempo, todo”, afirmó James Williamson a Loudersound. “Todavía se mueven, y a la gente todavía le gustan … ¿Qué más puedes decir? Creo que eso es un testimonio de las canciones “.

Sobre el autor: