Culto
Mi pobre angelito: cuando John Williams le cambió el sonido a la Navidad

Mi pobre angelito: cuando John Williams le cambió el sonido a la Navidad

La película más vista en las fiestas de Nochebuena no contó con villancicos clásicos. El reconocido compositor de éxitos de taquilla logró transformar de manera original las melodías que evocan el sentido de estas festividades.

¿Qué pasa cuando un niño queda solo en su casa el día en que llega el Santa Claus? Según el cine, enfrentar la adversidad de la forma más rara posible. Dirigida por Chris Columbus, escrita por John Hughes y protagonizada con un joven Macaulay Culkinlas increíbles trampas que genera Kevin McCalister para proteger su casa de los ladrones están insertas en la memoria popular.

La película más explotada durante el tradicional mes de diciembre contó con el clásico director de orquesta para su banda sonora. Y es que Columbus, con ayuda de Spielberg, contactó al mismo John Williams para que sea parte de Mi pobre angelito. El desafío de musicalizar una cinta sobre la familia y las tradiciones navideñas fue del gusto de Williams, que encontró que tenía un sabor al filme infantil E.T El extraterrestre, por lo que accedió encantado a participar.

En esta cinta, el director de orquesta hace contribuciones sustanciales al emular partituras de clásicos villancicos. Es aquí donde uno se cuestiona al pensar cómo se puede renovar el sonido de una fiesta al que estamos acostumbrados por décadas. Williams, nos responde con la creatividad que lo caracteriza, ya que añadió las habituales campanas y coros infantiles para evocar, a través de la música, el significado de estas fiestas.

Para el tema principal,”Somewhere In My Memory”, creó una canción junto a Leslie Bricusse, amiga personal del artista con quien había colaborado previamente en la década de los 70. El tema cuenta con los clásicos coros en la obra de Williams, los instrumentos de viento e inocentes voces infantiles, las cuales nos transportan rápidamente a la escena en que Kevin se reencuentra con su madre tras vencer a los ‘bandidos mojados’.

“Carol of the Bells” es otro de los grandes temas que nos dejó esta cinta de los 90. Este antiguo canto ucraniano con música de Mykota Leontovych, fue utilizado con Williams, en el que destacan cuatro voces que, más allá de ser un reconocido villancico, sirve como telón de fondo para que Kevin finalmente supere su miedo a Marley, el vagabundo que termina por salvarlo al final de la cinta, mientras se sientan y conversan en la iglesia.

La música de Mi pobre angelito es considerada por medios como Movie Music UK como “caprichosa, despreocupada y con la sutil intención de jugar a ser niño”. Una descripción que no se aleja de la realidad, sobretodo con la obra de un compositor que ha logrado entrar en la psique de los personajes que musicaliza, como ha ocurrido en El imperio del solE.T El extraterrestre  o Harry Potter y la piedra filosofal.

La banda sonora de John Williams fue lanzada por Sony Classical el 4 de diciembre de 1990 y fue nominada a los premios de la Academia, pero su reconocimiento más grande ha sido el deleite de los espectadores que cada Navidad, vuelven disfrutar de este indiscutido clásico.

Sobre el autor: