Culto
Picasso robado hace seis años estaría en Rumania

Picasso robado hace seis años estaría en Rumania

Sustraído en 2012, Cabeza de arlequín habría sido hallado, según informó el fiscal de Bucarest.

Siete obras maestras de Picasso, Monet, Gauguin y Lucien Freud, fueron sustraídas desde el Museo Kunsthal de Róterdam, en 2012, en un atraco que duró tres minutos y que fue calificado como “el robo del siglo”. Ayer, el fiscal Augustin Lazar confirmó a la agencia AFP que las autoridades rumanas tenían en su poder un cuadro que “podría ser” uno de los robados, y agregó que debe ser examinado más a fondo.

Los expertos están ahora comprobando si el lienzo es la Cabeza de arlequín, de Pablo Picasso.

La pintura fue localizada por la escritora rumana Mira Feticu, quien dice haber recibido una pista anónima hace más de una semana de alguien que le dejó el cuadro abandonado debajo de un árbol y envuelto en un plástico, según explicó a la Fiscalía de Bucarest. Un portavoz del ministerio de Asuntos Exteriores holandés dijo que ahora “debe establecerse” la autenticidad del cuadro.

Cuatro rumanos fueron encarcelados por el atraco en 2014, y se les pidió pagar 18 millones de euros (más de $ 13.700.000) a las aseguradoras de los lienzos.

Una de las integrantes del grupo, Olga Dogaru, aseguró a los investigadores haber quemado las pinturas en su estufa en el pueblo de Carcaliu, en el este de Rumania, en un intento por proteger a su hijo, Radu, cuando no lograba venderlas. Más tarde, se retractó de la declaración.

Los investigadores habían dicho anteriormente que las pinturas fueron destruidas después de que los ladrones no encontraron comprador.

Las pinturas habían sido prestadas al Museo Kunsthal para una exposición, en el marco de su vigésimo aniversario, patrocinado por la Fundación Tritón, creada para cuidar la colección de arte acumulada por el inversionista holandés Willem Cordia, fallecido en 2011.

Un exconservador de la Colección Triton, sin embargo, se ha mostrado escéptico. “Conozco muy bien este trabajo de Picasso. Seguramente lo haya tenido delante con más frecuencia que los ladrones, y cuando miro las imágenes del dibujo encontrado, tengo serias dudas sobre su autenticidad”, declaró.

Sobre el autor: