Culto
Insaciable: la polémica serie de Netflix que miles de espectadores quieren cancelar

Insaciable: la polémica serie de Netflix que miles de espectadores quieren cancelar

La nueva ficción de Netflix estrenó su primer tráiler la semana pasada, lo cual provocó una petición en Change.org que ya acumula 100.000 firmas para detener su estreno.

El servicio de streaming Netflix, anunció recientemente el próximo estreno de una producción original protagonizada por Debby Ryan (Zack & Cody: gemelos a bordo, Jessie). La ficción, conformada por 13 episodios, tiene su debut programado para el 10 de agosto, sin embargo miles de espectadores se oponen a la emisión de la serie.

Insaciable cuenta la historia de Patty (Debby Ryan), una adolescente obesa víctima de bullying por parte de sus compañeros de escuela. Una noche sufre un evento traumático que la determina a cambiar de vida: decide bajar de peso y vengarse de todos aquellos que la hicieron sufrir. Sin embargo, pierde control y alcanza niveles de locura inimaginables.

La narrativa generó que miles de personas se manifestaran en contra de su estreno por “normalizar el bodyshaming (burlarse del aspecto físico)”.



Florence Given, la usuaria que creó la petición en Change.org para cancelar la serie, argumentó: “Por mucho tiempo, la ficción le dijo a las mujeres y niñas jóvenes e impresionables, que para ser populares, tener amigos, ser deseables para los hombres y para tener valor como ser humano… hay que ser delgada”.

“La toxicidad de estas series es más grande que solo esta serie en particular. No es un caso aislado, pero es parte de un problema mayor que les puedo prometer que cada mujer ha enfrentado en su vida, el estar en algún lugar de la escala en que evalúan su valor según sus cuerpos, para ser objetos deseables para los hombres. Eso es exactamente lo que esta serie hace. No solo perpetua la toxicidad de la cultura de las dietas, también cosifica el cuerpo de las mujeres”, escribió Given, cuya petición ya acumula más de 110.000 firmas.



En respuesta a las críticas del público previo al estreno de la ficción, la protagonista de Insaciable -Debby Ryan- escribió un comunicado en su cuenta de Instagram:

Como alguien que se preocupa profundamente por la forma en que nuestros cuerpos, especialmente el de las mujeres, es avergonzado y fiscalizado en nuestra sociedad, estaba muy emocionada por trabajar en Insaciable porque es un show que trata y confronta estas ideas a través de la sátira. La sátira es una forma de dar toques de diversión a temas difíciles, trae la oscuridad a la luz e introduce conversaciones complicadas.

Tengo que reírme de mi dolor, sino me perderé, lloraré y me quedaré atascada en vez de trabajar en ello. Es un mecanismo de defensa y, para muchas personas  que cuentan estas historias, es una forma de sanarme. Los últimos días he visto cuántas voces son protectoras y hablan con fiereza sobre estos temas de la serie. Estoy agradecida por ello, y confortada por ello, porque también quiero que esas historias se cuenten bien.

Doce años he lidiado con mis propios problemas respecto a la imagen de mi cuerpo, problemas que me insertaban y sacaban de lugares terribles y a los que no quiero volver, cosas que todos los días elijo dejar atrás. Me mostraron que este show estaba dispuesto a ir a lugares reales respecto a lo difícil y aterrador que puede ser moverse en el mundo en un cuerpo, ya sea que sea halagado o juzgado por cómo es, y lo que se siente rezar por ser ignorado porque es más fácil que ser visto.

Para Lauren Gussis, nuestra guionista y showrunner, era importante -y para mí también- que en cualquier escena en que Patty fuera ‘gorda’, eso no fuera usado como línea de remate, y nunca justificar el abuso que sufre. El humor no es la burla hacia la gordura. La redención está en identificar a los abusadores y decir ‘esto no está bien’.

No estamos en el negocio de la burla. Estamos para aportar una mirada crítica en los sistemas rotos y dañados que igualan delgadez con valor.

Espero que los fans esperen a ver el show antes de juzgar. Si eliges este camino, creo que te reconocerás a ti misma y a las cosas que te enojan respecto a nuestra cultura fracturada y obsesionada con la belleza.

Ryan no fue la única actriz de la producción que se refirió a la controversia. Alyssa Milano (Charmed), quien tiene el papel de Coralee, escribió en su cuenta de Twitter: “No nos estamos burlando de Patty. Estamos abordando (a través de la comedia) el daño que causan las burlas a la obesidad. Espero que eso esté claro”.

Sobre el autor:

Mónica Garrido |
Periodista de La Tercera. En Twitter es @monigarridov