*

Culto
Netflix amplía su catálogo apostando fuerte por su contenido de no ficción

Netflix amplía su catálogo apostando fuerte por su contenido de no ficción

El servicio de streaming pretende estrenar este año producciones de telerrealidad de alto perfil.

Cuando han pasado sólo pocos semanas desde su estreno, Netflix anunció ayer que tanto Queer eye como La intención es lo que cuenta, tendrán segundas temporadas, que probablemente llegarán antes que se termine este año. No se trata de dos series como tal de la plataforma, sino de dos docurrealities: el primero, un revival del popular programa de moda Queer eye for the straight guy y el segundo un espacio de competencias culinarias entre personas con pocas habilidades para la cocina.

El anuncio vino acompañada de la renovación de otras tres docuseries de la plataforma: Dope, The toys that made us y Capos de la droga. Una señal que se suma a una serie de anuncios que Netflix ha realizado los últimos meses, dejando en claro cuál es la nueva obsesión de la compañía de entretenimiento: los espacios de no ficción.

Tras haberse consolidado hace tiempo como generadores de series y películas de televisión, la plataforma ha apostado fuerte por explorar nuevos formatos, que hasta hace no tanto habrían parecido atípicos para el mundo de los servicios de streaming, como reality shows, programas de conversación y docurrealities.

En 2017, Netflix abordó más que nunca estos formatos, que antes sólo tenían algunos exponentes en su catálogo, aprovechando su nueva división de telerrealidad inaugurada a fines de 2016. Y este año, buena parte de sus estrenos de alto perfil vienen de este mundo.

Tras tener sólo un sólo programa en la lógica de los late shows de la televisión en su biblioteca de contenido (el cancelado Chelsea), el servicio de streaming ya ha estrenado dos nuevos espacios de ese tipo este año: No necesitan presentación, a cargo del comediante David Latterman, en donde conversa con reconocidas personalidades (que ya ha estrenado capítulos con Barack Obama, George Clooney y Malala Yousafzai, y en abril estrenará un capítulo con Jay-Z), además de El show de Joel McHale, donde el ex anfitrión de The Soup revive parte del estilo de su icónico espacio de comedia en E!.

Los late a cargo de comediantes son una de las principales inversiones de Netflix en los últimos dos meses. En las semanas recientes ha anunciado espacios de conversación semanales para los comediantes Michelle Wolf, Hasan Minhaj y Norm Macdonald.

Su catálogo de realities también prepara novedades, con shows centrados en la legendaria Carol Burnett, y la gurú del orden Marie Kondo. La ampliación del área de telerrealidad de Netflix llega en un momento en que la compañía, nuevamente, busca romper su propio récord de programación: a principio de año manifestaron que en 2018 pretenden estrenar 700 títulos originales, entre series debutantes, nuevas temporadas de ya existentes, películas y especiales.

Sobre el autor:

Matías de la Maza |
Periodista de La Tercera.