*

Culto
Viña 2018: el piscinazo del decoro

Viña 2018: el piscinazo del decoro

Antecedido por una protesta, el evento se realizó respetando su llamado al recato. Matías Vega y Betsy Camino saltaron al agua al ritmo de Game of Thrones.

Por unos minutos pareció que por segundo año, el tradicional piscinazo de la Reina del Festival -que esta vez incluía un Rey- no se podría realizar. Cuando la actividad, que ya llevaba cerca de una hora de retraso, se alistaba para comenzar, un grupo de estudiantes secundarios de Viña y Valparaíso irrumpió en el borde de la piscina del Hotel O’Higgins, con pancartas y consignas. Pero a pesar que la situación recordaba al abortado piscinazo de Francisca “Kika” Silva el año pasado, finalmente lo de ayer no pasó a mayores, y los manifestantes abandonaron el lugar junto a Carabineros. El evento en sí cumplió su promesa de ser más recatado. Atrás quedó el cuerpo pintado de Sigrid Alegría, los cristales de Jhendelyn Núñez y los pétalos de Nicole “Luli” Moreno. Con la música de Game of thrones, los reyes Betsy Camino y Matías Vega (de Bienvenidos) aparecieron con un dorado look de inspiración romana -según ellos basados en la serie de HBO, dejando la sensación de no haberla visto realmente-; ella con bikini y él con traje de baño, adornados con cadenas. Una caminata alrededor de la piscina, y al agua. El llamado de la organización ha sido ese: por más piel que quieran mostrar los monarcas, algo de traje de baño tiene que haber. Algo.

Sobre el autor:

Matías de la Maza |
Periodista de La Tercera.