Culto
La cartelera de cine se llena de terror tras un año récord

La cartelera de cine se llena de terror tras un año récord

En 2017 el género encontró su temporada más taquillera, y este año ya tiene siete películas con fecha de estreno.

A pesar de que muchas veces son calificadas para mayores, por tanto limitan su cantidad máxima de público, las películas de terror tienen una ventaja comparativa apetecible para cualquier estudio: su bajo costo de producción ubican a las películas del género entre las más rentables de cada año, recuperando fácilmente su inversión. Incluso en los momentos en donde el cine comercial pareciera estar luchando por sobrevivir en la taquilla global, el horror se encuentra al alza.

Pero en 2017, ese buen momento alcanzó cifras récord. Si ya se ha hecho una tradición tener anualmente uno o dos fenómenos de taquilla provenientes del terror, el año pasado tuvo cinco: It, Fragmentado, ¡Huye!, Annabelle: La creación y Feliz día de tu muerte. Entre las cinco, sumaron más de US $ 1.600 millones en la taquilla mundial, consolidando el año de mayor recaudación para el género en la historia (sin ajustar los números por inflación).

No sólo se rompieron récords en lo económico, con It superando a Sexto sentido como la película de terror más taquillera de la historia (con casi US $ 700 millones a nivel mundial), sino que además se vivió un año particularmente bueno a nivel de críticas, con ¡Huye! acumulando nominaciones y premios, en la primera película del género en acaparar ese tipo de atención desde El silencio de los inocentes (1991).

De cara al nuevo año, el terror será uno de los segmentos más presentes en la cartelera durante los primeros meses de 2018, con siete estrenos. El primero será la próxima semana, cuando el jueves llegue a las salas nacionales La noche del demonio: La última llave, cuarta parte de la taquillera franquicia iniciada en 2011. La cinta funciona como una precuela de la primera película, centrada en la vida de la medium Elise Rainier (Lin Shaye), quien debe enfrentar a un demonio que la acosa desde su juventud.

El 25 de enero se estrena Instinto satánico, remake anglosajón de una cinta francesa del mismo nombre de 2007, a cargo del español Miguel Ángel Vivas, que se centra en una viuda embarazada que empieza a ser acosada por una extraña.

El 8 de febrero se estrena El sacrificio del ciervo sagrado, con Colin Farrell y Nicole Kidman, la cual fue una de las cintas más elogiadas del género en 2017, cuando se estrenó en Estados Unidos, y sigue a una pareja atormentada por un adolescente (también se exhibirá en el Festival de Cine de Las Condes el 14 de este mes). Ese mismo día llega La maldición de la casa Winchester, basada en un hecho real, con la historia de una mujer (la ganadora del Oscar Helen Mirren) que vivía convencida de que su hogar estaba encantado, por lo que transformó este en un laberinto para esconderse de los fantasmas.

El 1 de marzo es el turno de La crucifixión, que se estrenó el año pasado en Norteamérica pero recién en esa fecha aterrizará en Chile, a cargo del realizador francés Xavier Gens. El 29 de ese mes, se estrenará la película coreana Mimic: No sigas las voces, a cargo del mismo estudio que transformó a Estación zombie en un éxito internacional en 2016.

Por último, incluso el cine de superhéroes se sumará al género. El 12 de abril se estrena Los nuevos mutantes, spin-off de la saga X-Men, que le dará un vuelco al tradicional estilo de la franquicia al abrazar el terror, contando la historia de cinco jóvenes mutantes que son retenidos en una institución contra su voluntad, cuando extraños sucesos comiencen a tener consecuencias mortales. La película es protagonizada por Anya Taylor-Joy (Fragmentado), Maisie Williams (Game of thrones) y Charlie Heaton (Stranger things).

Sobre el autor:

Matías de la Maza |
Periodista de La Tercera.