*

Culto
Nacido de una película: la historia del Mayor Tom de David Bowie

Nacido de una película: la historia del Mayor Tom de David Bowie

Creado en 1969 por el artista británico, el personaje surgió pocos días antes de la llegada del hombre a la luna, pero su verdadero origen estaba en el cine.

Un viaje al espacio protagonizado por un hombre que emprende una aventura de final desconocido. A finales de los años 60, la carrera por explorar el espacio abarcaba mucho más que el terreno científico. El cine vio debutar 2001: Space Oddissey de Stanley Kubrick y la música dio vida al descubrimiento estelar a partir de los acordes de David Bowie.

El 11 de julio de 1969, el duque blanco lanzó el sencillo “Space Oddity”, una balada que juega con el sonido de una guitarra y un suave saxofón que acompañan la voz de Bowie. El Mayor Tom se embarca en una travesía que, apenas comienza la cuenta regresiva, tiene un destino incierto:

Y las estrellas se ven muy diferentes hoy
Porque estoy sentado en una lata
Muy por encima del mundo
El planeta Tierra es azul
Y no hay nada que pueda hacer

La belleza de las estrellas, el misterio del universo y la hazaña de la que él era protagonista, eran un regalo. Sin embargo, no regresaría a su vida anterior:

Dile a mi esposa que la quiero mucho, ella sabe
Sala de control a mayor Tom
Tu circuito está muerto, hay algo mal
¿Puedes oírme, Mayor Tom?



Nueve días después su lanzamiento, Neil Armstrong y Edwin F. Aldrin descendieron de la misión Apolo 11 para ser los primeros hombres en pisar suelo lunar e instalar una bandera estadounidense.

El 20 de julio, miles de ojos observaron expectantes frente a los televisores aquel hecho que marcó la historia y amplió los límites del ser humano. La Tierra no era el único lugar que podíamos explorar.

Una canción no demora nueve días en popularizarse, y fue lógico que el alunizaje comandado por los estadounidenses finalmente se creyera anterior a la creación de Bowie, que tomó firmeza a partir de noviembre con la publicación de su álbum completo.

En 2003, David Bowie se encargó de desmentir de una vez por todas que la misión Apollo 11 no tuvo nada que ver con su canción. Fue el séptimo arte su fuente de inspiración con la película 2001: Space Oddissey de Stanley Kubrick.

“En Inglaterra, se asumía que fue escrita por la llegada del hombre al espacio, porque llegó más o menos en el mismo tiempo. Pero la verdad no era así. Fue escrita porque fui a ver 2001, la cual encontré maravillosa. Yo estaba fuera de mí, estaba súper drogado cuando la fui a ver, muchas veces, y fue una verdadera revelación para mí”, dijo el cantante en entrevista con la revista Performing Songwriter.

Cronológicamente la asociación coincide y estéticamente también. El videoclip de su canción utiliza una paleta de colores similar a aquellas escenas en que los astronautas David y Frank debían enfrentarse al software Hal 9000 en su misión a Júpiter a bordo del Discovery 1.




Pero “Space Oddity” no es la única composición dedicada al hombre del espacio. “Ashes to Ashes” del álbum Scary Monsters (and Super Creeps) de 1980, vuelve a mencionar su nombre y lo describe como un drogadicto al cantar “We know Major Tom’s a junkie”.

Otra alusión al Mayor Tom, quizás más cercana a un guiño, es el video de la canción “Blackstar” del álbum homónimo de 2016. Esta fue la última producción del cantante antes de morir el 10 de enero de ese mismo año.

En un terreno que emula la superficie lunar, yace un traje de astronauta y una niña se aproxima a él, mientras Bowie canta con los ojos vendados. Al abrir su casco, la joven encuentra un esqueleto. El Mayor Tom no pudo volver a la Tierra.



Sobre el autor:

Mónica Garrido |
Periodista de La Tercera. En Twitter es @monigarridov