*

Culto
Ray Donovan regresa con giro en la trama y un salto temporal

Ray Donovan regresa con giro en la trama y un salto temporal

La serie protagonizada por Liev Schreiber estrena nuevos episodios mañana en HBO, con un misterio y más problemas en la vida de su protagonista.

Ray Donovan no será Walter White, ni Don Draper, ni tampoco Tony Soprano, ni el actor Liev Schreiber tendrá el reconocimiento mediático y crítico que alcanzaron pares como Bryan Cranston y James Gandolfini. Pero la serie de todas formas se ubican en un lugar privilegiado en la era del antihéroe televisivo; donde más de un intento de capitalizar la obsesión del público con protagonistas en medio de una debacle moral se han desvanecido tan rápido como han aparecido.

Ray Donovan en cambio sigue allí, tras cuatro temporadas, múltiples nominaciones a premios y uno que otro triunfo en ellos, además de un nuevo ciclo que se estrenará mañana a las 21 horas por HBO (las cuatro temporadas anteriores se encuentran disponibles en Netflix); y para septiembre se encuentra nuevamente nominada a dos Emmy, por Mejor Actor en Drama para Schreiber -su tercera nominación- y Mejor Actor Invitado en Drama, para Hank Azaria, quien ya se llevó la misma estatuilla en 2016.

La serie sigue Ray (Schreiber), el hombre de confianza de ricos y famosos en Hollywood para “solucionar” sus problemas, casi nunca de forma legal, y que en cuatro ciclos se ha visto cada vez más envuelto en actividades criminales, las que generalmente involucran a su padre (Jon Voight) y sus hermanos. De paso terminan arrastrando a su esposa -a la que le ha sido más de una vez infiel- y a sus hijos.

En los nuevos episodios, luego de que aparentemente la vida de los Donovan se estabilizara en el final de la temporada anterior, logrando zafar del FBI y la mafia rusa, la historia da un salto temporal que, por una razón que se mantiene en secreto y que se vislumbra como parte del conflicto central de los 12 nuevos capítulos, tiene nuevamente a la familia fracturada, y a través de flashbacks se empieza a reconstruir cómo fue que Ray parece tener su vida fuera de control; esto involucra la muerte de un personaje central en la historia, y que además lo tiene yendo a terapia.

Uno de los rostros nuevos en sumarse a la serie es el de Susan Sarandon. La reconocida actriz interpreta a una misteriosa y poderosa nueva clienta de Ray.

Luego de que la temporada anterior de la serie tuvo críticas divididas, el estreno del quinto ciclo ha sido recibido de forma positiva por la prensa especializada como un bienvenido giro a la historia. “Es el comienzo de ciclo más prometedor de toda la serie”, aseguró el portal Vulture. Ray Donovan aún no se encuentra renovada para el próximo año, pero considerando que en Estados Unidos (donde es emitida por la cadena Showtime) promedia cerca de cinco millones de espectadores por episodio, las probabilidades de que la historia de Ray quede inconclusa son bajas.


La revancha

La relación de los hermanos Mark y Jay Duplass en los últimos años ha sido productiva, aunque no del todo exitosa. En 2015 crearon la serie Togetherness, la cual Mark Duplass además protagonizaba, que si bien recibió buenas críticas fue cancelada tras dos temporadas.

Pero eso no detuvo la relación laboral entre la cadena de cable y los realizadores, que han adquirido un seguimiento de culto tras producir películas como Safety not guaranteed, The skeleton twins y Creep. Ambos producen actualmente para el canal la serie animada Animals, y mañana estrenan, en la previa de Ray Donovan a las 20.30, su nueva serie de antología, Room 104.

La historia, centrada en hechos ocurridos una habitación de motel, variará cada semana, con tramas, protagonistas e incluso géneros distintos,entre la comedia, el drama, lo sobrenatural y el terror. Actores como James Van Der Beek, Natt Wolf y el mismo Jay Duplass se encuentran entre el elenco de la primera temporada, que ha generado reacciones variadas entre la prensa especializada. “Aunque es inconsistente, ofrece suficientes sorpresas como para querer abrir y reabrir la puerta de la habitación”, aseguró el periódico The New York Times, mientras que Variety matizó que “si bien hay que aplaudirla por su valentía, un control de calidad más estricto habría ayudado”.

Sobre el autor: