*

Culto
¿Los fans más apasionados del rock? Según Tom Morello, están en Santiago

¿Los fans más apasionados del rock? Según Tom Morello, están en Santiago

El guitarrista de Rage Against the Machine volvió a guiñar a sus seguidores chilenos, esta vez desde Twitter.

Anoche, Tom Morello llamó la atención de los seguidores locales de Rage Against The Machine, Audioslave y Prophets of Rage, tres proyectos musicales liderados por el guitarrista y activista estadounidense. Esto, gracias a un guiño de Morello publicado en Twitter.

Como es habitual en la plataforma, el músico de 53 años respondía algunas dudas de sus seguidores, cuando el usuario @kimuyswave le preguntó por la ciudad con los fanáticos más apasionados.

El guitarrista no lo dudó.

“Rock? Santiago. Baseball: Chicago“, fue la respuesta de Morello.


Morello y Santiago

El guitarrista de Rage Against the Machine y la capital chilena sellaron su relación en octubre de 2010, cuando la banda de Los Ángeles visitó por primera vez Santiago.

Esa noche había nervio en el aire. “Rage Against The Machine: The battle of Santiago” era el nombre de un show en que la violencia social iba a funcionar como la inflación: reajustando los desequilibrios y los problemas de fondo.

Faltaban minutos para las diez de ese lunes, después de unos tibios Suicidal Tendencies y otra presentación mal amplificada de The Mars Volta, cuando la mitad del Estadio Bicentenario se desbordó violentamente, tomándose la cancha VIP por la fuerza.

Cientos de personas rompieron los cercos de seguridad al ritmo envasado de “Sabotage” de Beastie Boys y explotaron cuando la banda liderada por el guitarrista comenzó a tocar “Testify”, el tema en que Morello hace el solo con el plug en la mano.

Hace siete años, la banda de Morello, Zach de la Rocha, Tim Commerford y Brad Wilk tuvo palabras para Roberto Bolaño, a quien le dedicaron “Freedom” (Bolaño es el autor de cabecera de Zach), y Víctor Jara, de quien hicieron una versión de “Canción del minero”. Pero quizá el recuerdo más imborrable fue la violenta invasión al “Rock area”, el eufemismo que usó la productora Transistor para cobrar $70 mil por la ubicación más cercana al escenario, que en un comienzo estuvo a media capacidad y con un precio tres veces más alto que la sobre poblada “Cancha general”.

Caídas aparatosas, combos y patadas voladoras se vieron esa noche.

“La muerte de la Cancha VIP”, decían unos. “Era saltar o morir, estábamos aplastados contra la reja”, contaban otros.



“Santiago es la audiencia más loca que he visto en cualquier sitio. Si han visto videos de Queen en el Live Aid es como eso multiplicado por diez. El público es realmente loco”, contó Tom Morello en una de las auto-entrevistas que publica en YouTube como The Nightwatchman Speaks.

Hace un par de años, Morello también recordó la fecha en su Twitter: “Hoy es el 5to aniversario de #RATM #BattleOfSantiago y humildemente sugiero que en el estadio estaba el público más salvaje en la historia del rocanrol”, escribió el guitarrista, en otro guiño a la audiencia chilena.

Según el parte policial, esa noche 22 guardias resultaron heridos y 14 personas fueron detenidas. Aunque los casi treinta mil asistentes se llevaron un pedazo vivo de la historia de la música en vivo en Chile y una descarga de 14 canciones de los discos RATM, Evil Empire y The Battle of Los Angeles.

Sobre el autor:

Alejandro Jofré |
Periodista de La Tercera y editor de paniko.cl