*

Culto
El fantasma del cáncer vuelve a acechar a The Rolling Stones

El fantasma del cáncer vuelve a acechar a The Rolling Stones

Ronnie Wood reveló su secreta lucha contra este mal, que ya afectó a otros dos miembros del grupo.

Buena parte de la leyenda que The Rolling Stones ha cimentado durante 55 años de inagotable carrera tiene que ver con su capacidad de supervivencia. Además de haber sorteado con éxito prácticamente todos los cambios que ha sufrido la industria desde los años 60, los británicos han salido en pie de largas temporadas de abuso de sustancias, de accidentes provocados por éstas -como la caída desde una palmera que sufrió Keith Richards en Fiji-, y también de amenazas menos glamorosas, como el cáncer.

El último ejemplo lo protagonizó el guitarrista Ronnie Wood, quien según reveló a la prensa inglesa batalló en secreto contra un cáncer pulmonar que se le diagnosticó en mayo pasado, poco antes de la última gira europea del conjunto. “Hubo una semana en que estuvo todo en un limbo, muy cerca de haber sido el adiós definitivo”, contó el músico al diario Daily Mail, donde además detalló que había decidido no someterse a quimioterapia.

Wood, miembro estable de los Stones desde 1975 y fumador empedernido hasta el año pasado -cuando fue padre de gemelos- se practicó exámenes que, para su suerte, confirmaron siete días después que la enfermedad no se había propagado a otros órganos, por lo que bastó una operación en la que se le extrajo parte de su pulmón izquierdo.

“Salvo los doctores, no le contamos a nadie de esto. No queríamos que nadie más pasara por este infierno por el que estábamos atravesando”, agregó en la entrevista el músico de 70 años, el más joven del grupo, quien responsabilizó de su suerte “al poderoso ángel guardián que me cuida”. El mismo que parece vigilar la salud del baterista Charlie Watts y del ex bajista Bill Wyman, quienes también han padecido cáncer en los últimos años.

La buena fortuna de los autores de Satisfaction ya es parte de su mito: la de Brian Jones, en 1969, fue la última muerte de uno de los integrantes de la familia Stones, la que según contó Richards volverá a entrar al estudio “muy pronto”.

Sobre el autor: