*

Culto
Mondo Bizarro: el disco envenenado de los Ramones

Mondo Bizarro: el disco envenenado de los Ramones

No es el mejor, tampoco el peor de su discografía. Quienes escogieron apellidarse Ramones, salvaron su disco con una canción regalada y un cover popular.

Inevitablemente el arranque de este doceavo disco recuerda a “Blitzkrieg Bop” de 1976. Una inyección de energía de aquel rock ‘sucio’ de garage que dio identidad al punk de los 70, pero que para 1992 no representó novedad alguna. Los Ramones no lograron evolucionar. Crearon un disco de 13 canciones que acumulaba un total de 35 minutos, pero pasó sin pena ni gloria. Atrás quedaron los días en que los adolescentes -y no tan adolescentes- agitaban sus cabezas gritando “Hey ho! Let’s go!”. Estas canciones no tenían el mismo efecto salvo por una: “Poison heart”. Era la dosis exacta de originalidad y conservación de la esencia Ramone que encantó al público. En ese entonces, Dee Dee Ramone ya no formaba parte del grupo, quería explorar nuevos horizontes musicales con otros proyectos, pero de todas formas colaboró en esta producción. “Poison heart” fue la moneda de cambio luego que su banda lo sacara de prisión. Esta retribución -y dos más- fue la que mantuvo a flote este álbum. Pero el bajo no quedó sin músico que lo tocara. C.J Ramone tomó el control de este instrumento y dio su voz a las canciones “Main Man” y “Strenght to endure”, también compuestas por Dee Dee. Si bien Mondo Bizarro no es un álbum que destaque en el portafolio musical de los Ramones, sí tiene un «easter egg», el cual no formó parte del disco hasta su reedición de 2004: un cover del tema central de la serie animada Spiderman. “CJ la sugirió”, dijo Johnny Ramone en entrevista para MTV Brasil. “Estábamos de gira, estábamos lejos y CJ dijo que había una canción de unas caricaturas que quería hacer. Escuchamos la canción “Spiderman” y dijimos: ‘ok, es una buena canción’”. La producción también posee una reversión de “Take it as it comes” de The Doors, la cual no logra superar a la original. Si bien Dee Dee no era miembro per sé de Ramones cuando fue creado este disco, sin su cuota de talento, no habría sido más que “el álbum donde sale un cover de Spiderman”, lo cual no alcanza a ser motivo suficiente para salvar un disco del olvido.


Sobre el autor:

Mónica Garrido |
Periodista de La Tercera