*

Culto
Famfest cumple 10 años y presenta 21 obras de Europa y América

Famfest cumple 10 años y presenta 21 obras de Europa y América

El ciclo familiar impulsado por Centro Mori lanzó ayer su décima versión.

Lo que distingue a Simón del resto de los pequeños topos de 10 años es que él prefiere cantar y jugar con mariposas y flores en lugar de hacer deporte o cazar. Eso de que existan “cosas para niños” y otras “solo para niñas” lo confunde y frustra, al igual que a sus padres, quienes lo han visto crecer con resquemor: saben que su hijo es aparentemente distinto a los de sus amigos, pero se niegan a aceptarlo.

Estrenado en febrero de 2016 en Lima, Perú, el espectáculo de marionetas Simón el topo, producido por Teatro La Plaza, fue anunciado ayer entre las principales cartas internacionales de la décima versión del Famfest, el festival de teatro familiar organizado por Centro Mori. “Esta obra busca ser una herramienta para los padres que quieran hablar sobre la homofobia con sus hijos”, dice Alejandro Clavier, director de la puesta en escena que se presentará entre el 20 y 23 de julio en Teatro Mori Parque Arauco.

“Hoy, hablar con los niños sobre ‘ideología de género’ es un tema muy delicado y que le costó además el puesto a un ministro de Educación peruano que propuso cambios en el currículo escolar nacional. Este Congreso, de mayoría fujimorista, está totalmente de espaldas a la comunidad LGBT, y en ese sentido fuimos muy frontales con la comunicación de la obra”, añade. Los actores y manipuladores se ven sobre el escenario todo el tiempo. Tiene que ver, explica Clavier, “con la búsqueda de un teatro ‘muy teatral’, artesanal, sencillo y, por otro lado, con el concepto del espectáculo que busca evocar un playground que los niños puedan reconocer: personas jugando con muñecos sobre y debajo de una mesa”, cuenta.

Este año, al cumplirse la primera década del ciclo, 14 montajes nacionales y 7 extranjeros pisarán 10 escenarios de Santiago entre el 8 y 23 de julio. Por primera vez además tendrá una extensión en Quilicura, donde habrá funciones y talleres artísticos, y otra en Valparaíso, hasta donde llegará la obra española Frágil de Clownidoscopio Teatre, que se presentará en el Teatromuseo del Títere y el Payaso. Todo arrancará el domingo 9, a las 11 AM, en la plaza central del GAM con una actividad abierta al público.

Escocia, España, Holanda, México, Brasil y Argentina, además de Chile y Perú, marcarán presencia en la actual edición del certamen durante las vacaciones de invierno. Bajo el lema “10 años de sueños”, Famfest 2017 acogerá además a un abanico de lenguajes escénicos, del teatro negro al circo, aunque con especial énfasis en la danza. A los estrenos de Friends in winter (22 y 23 de julio en GAM) y de Cerca ( 13 al 16 en Teatro Finis Terrae), de los holandeses de Plan D y los mexicanos de Teatro al Vacío, respectivamente, se sumará la primera venida a Chile de la destacada compañía escocesa Barrowland Ballet’s con Tiger tale.

Una familia compuesta por el padre, la madre e hija ha perdido toda conexión al interior de su propia casa por culpa de la rutina. Un día como cualquier otro, sin embargo, reciben la inesperada visita de un tigre que alterará para siempre sus vidas. “Hay personas que necesitan ese algo fantaseoso y salvaje que redireccione la forma en que se comunican y que los ayude a revalorar todo”, dice Natasha Gilmore, coreógrafa y una de las directoras del montaje junto a Robert Alan Evans. “La puesta en escena se apoya mucho en la historia, el teatro y fundamentalmente la danza, y el público rodea a los actores en el escenario, reforzando esta idea del encierro en que ha caído la familia”, agrega sobre el montaje que entre el 13 y 16 de julio llegará a Matucana 100.


Público exigente

Dos actrices y un músico se las arreglan para poner en escena la historia de Zorbas, “un gato grande, negro y gordo” que ve morir a una gaviota atrapada por un derrame petrolero, sin antes prometerle algo a todas luces imposible: enseñarle a su joven hijo a volar. Publicada en 1996 por el chileno Luis Sepúlveda (1949), su exitosa novela Historia de una gaviota y del gato que le enseñó a volar llega ahora en formato teatral y musical a cargo de María Izquierdo y Elvira López junto al músico Cristián Molina. Producida por Teatro UC, se presentará entre el 13 y 22 de julio en la misma sala, en Plaza Ñuñoa, y será uno de los cinco estrenos locales de la muestra.

Para Andrea Pérez de Castro, directora de Famfest, los 10 años del festival no solo dan cuenta de un aumento de público (de 40.000 a 45.000 entre 2015 y 2016), sino además de una evolución de este. “Antes preferíamos no tocar ciertos temas por temor a cómo reaccionarían los padres, pero hoy sus hijos están tan expuestos al exceso de información que su nivel de espectador se ha puesto aún más exigente en cuanto a historias y lenguajes”, comenta.

Si la homofobia y la crisis en la familia son retratadas por montajes extranjeros, la selección nacional -que incluye 10 reestrenos, de La guerra de las matemáticas de Los Contadores Auditores a TUM de Tita Iacobelli-, recoge temas tan locales como vigentes.

Un niño de 8 años, oriundo de un pueblo al sur de su país, es llevado en un fugaz viaje a la capital. Allí conoce a dos niños que viven en la calle y tiene una experiencia que difícilmente olvidará. Música en vivo y una aparatosa escenografía componen la obra Ronda por la ciudad del río, de la compañía Terko Teatro (20 al 23 de julio, Mori Plaza Vespucio), encabezada por Nelson Alvarez Rebolledo. “Hace mucho tiempo se acabó el teatro de animación y simple comicidad que creíamos adecuado para los niños”, opina Pérez de Castro. “Por eso nuestra apuesta de este año va más por el riesgo que por mantener ciertos criterios a nuestro parecer añejos”, concluye.

Sobre el autor: