*

Culto
Matt Bellamy, líder de Muse: “Creo que lo primero que lleva a las personas a expresarse es la oscuridad y la depresión”

Matt Bellamy, líder de Muse: “Creo que lo primero que lleva a las personas a expresarse es la oscuridad y la depresión”

En el cumpleaños N°39 del vocalista de la banda, recordamos una entrevista dada en el año 2000 a Uncut, en plena promoción de su álbum debut Showbiz.

“No diría que somos punks suburbanos. No somos un montón de chicos que tienen todo y se quejan de nada. Definitivamente hay sustancia detrás de las canciones, pero no quiero indagar muy profundamente en ello para probarlo”, explica un joven Matt Bellamy en torno al sentimiento esquizofrénico de sus canciones, con un pasado marcado por el divorcio de sus padres cuando tenía 13 años y la muerte reciente de familiares cercano de los miembros de la banda.

Una competencia de bandas locales en Devon, sería el show debut de la banda británica Muse. Tenían 16 años cuando el cantante Matt Bellamy, el bajista Dominic Howard y el baterista Chris Wolstenholme, crearon lo que fue – a juicio de Bellamy- la mejor presentación de su carrera.

“Desde entonces fue prácticamente cuesta abajo. Incluso ahora eso fue el peak en la carrera de la banda”, dijo Bellamy en entrevista con Uncut en enero de 2000. “Ese show fue mágico y nos mantuvo andando por años de años, solo recordando cómo se sintió. Nos ha tomado años acercarnos a esa sensación”.

Con miles de seguidores en el mundo, la banda nacida en el seno del grunge en Estados Unidos y el Brit-pop en Reino Unido, ha avanzado poco a poco con sus discos de rock experimental.

Bellamy dijo que tenía sus grupos predilectos, pero nos los calificó como ‘influencias o referentes’, pues su música no le hablaba lo suficiente: “Solía ir a ver bandas como Orb y Orbital cada vez que venían, y he visto Aphex Twin un par de veces. Realmente me gustaba todo eso, pero no me hablaba realmente. Me provocaba algo cuando estaba fuera de mí en un club o algo, pero no funcionaba en casa”.

Cuando Muse decidió dar arranque a su carrera, la industria musical británica estaba en decadencia y se mostraba reacia a aceptar a otro grupo naciente del género pop-rock, pero no todo estaba perdido. El estudio australiano Mushroom les abrió sus puertas para firmar en Reino Unido, mientras que en Estados Unidos, la compañía Maverick de la cantante Madonna, les dio el pase al otro lado de Atlántico.

Muse ya tenía un pie dentro de la escena musical, su música rock que canta a los problemas de desamor, abuso de poder y abandono, tendría su espacio para surgir. “Ese es el tipo de cosa que nos hace sentir bien. Gente como Nick Cave – que está ridículamente sobre la cima de la perdición llevada a los extremos- la encuentro emocionalmente estimulante porque es como si alguien más está sintiendo lo que tú sientes y lo pone en su música”, dijo Bellamy en relación a la temática que tratan sus canciones.

No solo la tristeza es la base de una buena pieza musical, pero sí suelen ser más poderosos a juicio del cantante: “Alguien expresando extrema alegría es igualmente valioso, es solo el hecho de que alguien expresa su alma a través de la música. Pero siento que lo primero que lleva a las personas a expresarse a sí mismas es la oscuridad y la depresión”.

“Nuestra música definitivamente está hecha para gente que la vea en vivo, pero no estoy seguro de que sea para fiestas”, reflexiona el cantante en torno a su portafolio musical que a la fecha acumula siete álbumes de estudio y un single publicado a fines de mayo de este año.

Sobre el autor:

Mónica Garrido |
Periodista de La Tercera