*

Culto
Las chicas inventaron el punk

Las chicas inventaron el punk

Acá una selección de tres bandas lideradas por mujeres, que mantienen al punk con vida.

“Las chicas inventaron el punk, no Inglaterra”. Al menos eso rezaba una polera usada por Kim Gordon en los 90, época en que las rrriot girls habían tomado al punk por asalto y habían hecho pasar a las mujeres adelante. Luego de bandas punk femeninas como The Slits o The Raincoats en los 70, hubo que esperar un rato para que las mujeres volvieran al frente del punk, género que ha muerto y resucitado demasiadas veces para contarlas.

Lo que resulta interesante a veces al pensar en el punk, más que si vive o muere, es en qué está. Quizás vivió demasiado en los hombres blancos a principios de los 90 o quizás se fue a la B con Avril Lavigne y Sum 41 en los 2000; lo importante es que el punk es persistente y tiene más vidas que un gato. Puede estar en el estertor y aún así volver a la vida.

Puede entonces que las mujeres no hayan inventado el punk, pero sin duda lo mantienen con vida. Acá hay tres ejemplos:


WHITE LUNG

Formados el 2006 en Vancouver, Canadá, por Mish Way-Barber en las voces, Anne Marie Vassiliou en batería y Kenneth William en la guitarra, fue su segundo disco Sorry (2012) el que les dio el reconocimiento de revistas como Spin, NME y sitios como Pitchfork. Ese disco y Deep Fantasy (2014) posicionaron a White Lung como herederos de la escena hardcore de los 90 pero con Mish Way al frente, dándole al grupo y a las presentaciones en vivo una actitud que no se veía probablemente desde Kathleen Hannah. Mish Way no solo ha mostrado actitud en el escenario, sino también en este ensayo sobre ser mujer en un ambiente predominantemente masculino en el que dice, por ejemplo, que “las mujeres no se supone que sean leones, se supone que tenemos que ser corderos y los corderos no gritan ‘motherfucker'”. Con la personalidad digna de una frontwoman en una banda de punk rock, Mish Way-Barber conjuga sus letras y voz a la perfección con la guitarra de William y la batería de Ann Marie, quienes en su último disco Paradise (2016) dan un paso adelante y dejan el sonido punk crudo de sus discos anteriores, para darle cabida a sonoridades que podrían ser consideradas derechamente pop, si es que en el pop podemos mezclar brillos con navajas. Al respecto y en una entrevista con Annie Clark -aka St.Vincent-, Mish Way dice: “Hay una actitud estúpida que solo tienen los punks, en la que no se te permite mejorar y convertirte en mejor compositor. Es como si unos padres se decepcionaran de que su hijo pasa a primero luego de kindergarten. Con este álbum y los que vengan queremos seguir evolucionando. Yo no quiero quedarme en kindergarten”. Podemos asegurar que White Lung solo sigue avanzando, y que a estas alturas ya se graduaron hace rato.


DOWNTOWN BOYS

Luego de conocerse mientras trabajaban en un hotel en Providence, el tubista Joey La Neve De Francesco y Victoria Ruiz formaron el 2011 Downtown Boys junto a 4 miembros más, “la banda punk más excitante de los Estados Unidos”, según la Rolling Stone y “la mejor banda de punk”, según Tom Morello. Lo que tienen los Downtown Boys es que trajeron nuevamente la política al frente. El punk nunca deja de ser adolescente, pero los jóvenes también piensan, y como diría Ruiz en Monstro: “Somos morenos y somos inteligentes”, porque el punk es latino también. Los Downtown Boys se definen como una banda bilingüe y tienen canciones en castellano y en inglés, las que vieron la luz el 2015 con Full Communism, un disco que termina con dos covers: uno en castellano, “Poder elegir” de Los Prisioneros, y uno en inglés, “Dancing in the dark” de Bruce Springsteen.



Canciones anti patriarcado, anti supremacía blanca y sobretodo canciones anti capitalistas, canciones que van en contra de la violencia policial y canciones cantadas en dos idiomas porque Estados Unidos, quiera Trump o no, es un país diverso, y tal como ellos dicen, la revolución necesita un soundtrack y ellos están dispuestos a cumplir ese papel.


SHEER MAG

Formada en Philadelphia el 2014, tienen como vocalista a Tina Halladay, quien con su voz rasposa evoca a Cherie Currie pero con gritos que desbordan personalidad.

Lo que Sheer Mag hace son canciones que podrían ser de un disco de Thin Lizzy pero grabadas lo fi, un coqueteo constante entre el rock clásico y el punk. En entrevista con NME su guitarrista comentó que sus influencias venían más de grupos como At The Drive-In o incluso ABBA (¿a quién no le gusta ABBA?), pero que obviamente la comparación con Thin Lizzy era algo bueno también.

Sheer Mag suenan a 2017, suenan a hoy. Por mucha voz rasposa que tenga Tina, o los acordes melodiosos o el sonido lo fi, la mezcla funcionó y los hizo parte de festivales como Coachella y Primavera Sound el 2016, algo raro si se tiene en cuenta que Sheer Mag no tienen ni publicista ni redes sociales y que tampoco han sacado disco de larga duración, solamente tres EP’s que pueden escuchar compilados aquí:


Sobre el autor: